domingo, 7 de junio de 2009

Carlos Vives... el concierto...

Acabo de llegar del II Festival de Claro con Carlos Vives al cual fui con mi mami, la fan de fan en mi casa de este genio de la música colombiana... al menos para mí. Me gusta la alegría que su música transmite y la invitación a no dejar de moverse durante todo el encuentro...

Solo hubo momento, solo uno, en que la alegría se detuvo, por esta canción, esta bendita canción...



Carlos Vives, casi lloro cuando escuché "´Voy a olvidarme de mí", la letra me afecta... las cosas que dejas de ver, de hacer, de sentir por priorizar el avance, el progreso, la seguridad... nos olvidamos de vivir, de valorar lo verdaderamente importante... ¿cómo es posible que las cosas rebasen toda razón, todo entendimiento?, ¿cómo nos puede obsesionar la idea de la seguridad por encima del vivir día a día?

En tres minutos de canción, pasaba y repasaba mi vida con algo de pena y dolor, por haber dejado el tiempo pasar inútilmente, por haber arriesgado el corazón inútilmente, por haber perdido el tiempo inútilmente, por pensar que la gente puede cambiar y esto es lo más inútil de pensar de todo... por pensar que había gente y cosas que valían la pena intentar, cuando todo era inútil, inútil, inútil...

Borrón y cuenta nueva, quiero sentirme tranquila y por qué no, ser feliz.

Y para recordar feliz este concierto, mi canción favorita... la que canté con alegría y emoción...



Encontré este resumen de lo mejor del concierto...

1 comentario:

Raulín Raulón... dijo...

Bueno, la calle, las radios, los cines, los televisores son campos minados de recuerdos peligrosos, pero cada vez que se pasa sobre ellos, se hacen más inofensivos, hasta desaparecer. Eso sí, si fueran completamente inútiles, creo que pasarían de largo, de todos modos cambiaron el universo.

Tengo mi colección de canciones proscritas, lo malo es que casi todas son de una misma época. Felizmente, también son reciclables.