miércoles, 29 de octubre de 2008

Hace dos semanas fugué: Lo necesitaba.

Solo hace dos semanas quise dar un giro inesperado a mi vida, buscando descubrir qué pasa, qué quiero, qué siento... me fugué...escapé, huí, dejé todo a fin de resolver mi vida entera en 4 días que terminaron siendo 7... todo vale cuando se trata de resolver la vida.

Decidí enfrentar de golpe y de una buena vez qué hacer... acabar con mis noches de insomnio, acabar con días de angustia, enfrentar mis dudas, enfrentar mis temores, dar la cara... lo hice.

Resultados: Pérdidas mediáticas y confío que ganancias a muy largo plazo.

- Se perdió una vida.
- Se perdió una posibilidad.
- Se perdió una esperanza.
- Se perdió un sueño.
- Se perdió una ilusión.
- Se perdió un beso.
- Se perdió un deseo.
- Se perdió el deseo.

Las ganancias posibles:
- Una nueva vida.
- La soledad total: sin bebé (La vida perdida de la lista anterior, una gran pérdida).
- Crecimiento académico.
- Crecimiento económico.
- Valorarse a sí misma.
- Depender de una misma.

Viéndolo bien, se pueden confundir las ganacias y las pérdidas, ojalá no todo se convierta en pérdidas y al final se vea algún fruto: que se aleje el temor, que me atreva a arriesgar, que apueste a ganar, sin miedo a perder y solo por sentir... fuera sensatez que no me deja ver si existe alguna posibilidad aún de creer. Si lo logro, habré ganado algo.

domingo, 26 de octubre de 2008

Entonces, ¿qué es el amor?

Después de todo me queda la gran pregunta ¿qué es el amor?. Es LA pregunta, aquella que queda en el aire sin respueta aparente, ¿qué es?, ¿a mi edad, no la sé?, ¿lo amé?, ¿qué fue?

Lo único que descubrí fue qué es el desamor: Pensar demasiado las cosas.

Acabo de aprender, a mis 34 años, que la sensatez y el amor no son compañeros, al contrario, uno anula al otro, son enemigos mortales.

Pues bien, cuando la sensatez interviene para salvar algo, el amor dejó de existir... y cuando se trata de amor la cordura, la sensatez, el buen juicio no tienen por qué intervenir.

Lo que queda es una duda enorme de al final creer que se estuvo enamorada, que se amó intensamente, y el ver cómo inexplicablemenete el sentimiento se desvaneció para dar paso a la sensatez y terminar descubriendo que tal vez no fue tan intenso, tan real lo que se sintió, que tal vez aún no se sabe qué es el amor y, peor aún, jamás se llegue a saber qué es.

Si no fui capaz de hacer ningún sacrificio, si todo loq ue se venía me costaba tanto, ¿qué fue lo que sentí antes de que todo esto ocurriera?, ¿sólo ilusión?, ¿nada fue verdad?

Entonces, ¿qué es el amor?

viernes, 24 de octubre de 2008

Hola sueño

¿A costa de qué se recupera el sueño?
A costa de tranquilizar el alma y la mente.

¿A costa de qué se tranquiliza el alma y la mente?
Pensando en una misma, en lo que es capaz de hacer, en lo que es capaz de soportar, en asumir las derrotas, en asumir los fracasos, en asumir la soledad total sin miedos.

¿Cómo se asume todo eso?
Solo rogando a Dios por perdón, porque la otra persona sea feliz aun sin nosotros, solo porque se lo merece.

¿Y esperamos ser felices también?
No, no deberíamos, hicimos daño, no nos merecemos ser felices; debemos procurarnos tranquilidad y esto ya es mucho más de lo que merecemos.

Ya dormir es demasiada bendición... solo queda aprovecharla mientras dure.

Buenas noches.

martes, 21 de octubre de 2008

Se acabó y punto

Buscando hallar soluciones a mi vida, escapé de ella por unos días. Las hallé entre llanto y agua que me rodeaba, entre lágrimas que aumentaban el agua de un lago, hallé mi respuesta, con la ayuda de una voz que hablaba más a mi corazón que a mi oído, encontré con horror la respuesta que me negué a encontrar en este tiempo: No hay amor.

Si el amor lo puede todo, si por amor se deja todo; y no puedo hacer ni lo uno ni lo otro: No es amor.

Ya no más peros, ya no más tiempo, ya no más arrepentimientos, solo la verdad aunque duela.

La soledad, el desamor, la pena, la nostalgia... cada una llegará de invitada en su momento y solo queda recibirla a cada una como se merece.

Se acabó el amor, como se acaba un sueño: Despertando.

No más ilusiones, no más esperanzas en un sueño en común. Queda dolor, rabia, hasta odio por el otro, por uno mismo; echando condenas de perpetua soledad, de inconsistencia amorosa, de incapacidad amatoria.

De aquí en más, cada quien su camino...

lunes, 13 de octubre de 2008

Óleo de mujer con sombrero

"La cobardía es asunto
de los hombres, no de los amantes.
Los amores cobardes no llegan a amores,
ni a historias, se quedan allí."

No necesito decir más.



Una mujer se ha perdido
conocer el delirio y el polvo,
se ha perdido esta bella locura,
su breve cintura debajo de mí.
Se ha perdido mi forma de amar,
se ha perdido mi huella en su mar.

Veo una luz que vacila
y promete dejarnos a oscuras.
Veo un perro ladrando a la luna
con otra figura que recuerda a mí.
Veo más: veo que no me halló.
Veo más: veo que se perdió.

Una mujer innombrable
huye como una gaviota
y yo rápido seco mis botas,
blasfemo una nota y apago el reloj.
Que me tenga cuidado el amor,
que le puedo cantar su canción.

La cobardía es asunto
de los hombres, no de los amantes.
Los amores cobardes no llegan a amores,
ni a historias, se quedan allí.
Ni el recuerdo los puede salvar,
ni el mejor orador conjugar.

Una mujer con sombrero,
como un cuadro del viejo Chagall,
corrompiéndose al centro del miedo
y yo, que no soy bueno, me puse a llorar.
Pero entonces lloraba por mí,
y ahora lloro por verla morir.

miércoles, 8 de octubre de 2008

Necesito saber de ti

Es curioso que el tiempo pase, tal vez no necesite una llamada diaria, un mail romántico, chatear cada noche, verte a través de una foto o de la cámara web; hay muchas cosas que sé que no necesito; pero definitivamente siempre quiero saber de ti, NECESITO SABER QUE ESTÁS BIEN, necesito saber cómo va tu vida, QUE TODO ESTÁ SALIENDO COMO ESPERAS, conmigo o sin mí; ME ES VITAL SABER QUE ERES FELIZ.

Desearte lo mejor siempre, llorar de que tal vez te vaya mejor que a mí, envidiar un beso, un abrazo que te den, destruirme por saber que tal vez no sea yo quien ocupe tu mente o tu corazón, será lo único que me queda asumir, no sé qué pasará, no sé qué quiero, al menos sé que no quiero. Ya es algo.

¿Cómo será todo?

domingo, 5 de octubre de 2008

Día oscuro 7: Faltan fuerzas

Hay cosas que no sé si afrontaré con fuerzas:
- No recuperar la fe en el amor.
- No recuperar mi capacidad de entrega.
- No recuperar esa parte de mi vida que perdí.
- Admitir que no tendré un hijo.
- Admitir que me quedaré sola.
- Admitir que exista la posibilidad remota de ser feliz.

Sé que me preocupa el futuro, algo que aún no llega, algo que está en proceso, algo puedo forjar, algo en lo cual tengo aún posibilidad de construir.

Solo pienso en el ayer y en el mañana, el hoy lo vivo minuto a minuto, segundo a segundo pero solo el trabajo, eso que dominaba con el meñique y que ahora requiere de mis dos manos; todo lo demás: solo ronda mi mente, no hallan salidas, no halla respuesta... solo da vueltas y vueltas...}

Siento que odio, siento que que quiero, siento que vivo y siento que muero o deseo hacerlo un poco cada día para no pensar, para no decidir, para no decir, para silenciar el dolor, la angustia, la muerte de la esperanza.

Siento que todo da vueltas, que mi mundo es mi cama, es mi cuarto, la ropa tirada, los papeles desordenados, los sentimientos revueltos, ¿qué hice?, ¿qué nunca debí hacer?, ¿qué jamás haré?

jueves, 2 de octubre de 2008

¿Eres un tornado?

Eres un tornado llegaste y arrasaste con todo,
dejaste todo revuelto, todo tirado,
me sentí empapada y con lodo,
no dejaste nada plantado.

Ni una esperanza, te lo llevaste todo,
todos mis sueños, todas mis esperanzas;
nada quedó, todo se fue, todo...
la realidad, el fastidio, las farsas.

Todo salió a la luz, cuando el tornado se detuvo,
¿qué quedó?: Destrucción y dolor,
y ¿todo el amor que hubo?
pareciera que cambio de color...

Solo estar en el medio de la tormenta
me hizo creer o pensar que estaba en paz, que había paz;
cuando salí de ese centro de increíble silencio
todo se quebró en mí, al ver a mi alrededor
todo se tornó miedo, horror y locura...

¿Eres un tornado que todo se lleva, que nada deja?
¿Te llevaste mi vida, mis ilusiones, mis sueños?
¿Me dejaste heridas, decepciones, pesadillas?